Escúchenos en línea

Diputados brasileños rechazan proyecto legislativo de cambios políticos

Brasilia. Agencia PL. | 14 de Mayo de 2015 a las 11:22

Diputados brasileños discuten este jueves cambios y enmiendas a la propuesta legislativa de reforma política al considerar que esa iniciativa es un retroceso para el país.

El texto final de ese proyecto, presentado el martes último por el parlamentario Marcelo Castro, salió peor de lo que imaginábamos, afirmó el congresista Daniel Almeida, del Partido Comunista do Brasil (PCdoB).

Almeida anunció que conversará con colegas de otras agrupaciones para realizar correcciones y mudanzas a esa disposición con miras a impedir que sea un retroceso para la vida política y partidaria de Brasil.

Miembros de la Comisión Especial que evalúa esa propuesta, dijo que esa iniciativa no altera la forma de participación de las minorías, no amplía la presencia de las mujeres ni crea mecanismos que posibiliten la inclusión ciudadana en las discusiones de temas fundamentales para este país.

No veo avances en la democratización de la política en la sociedad y aparecen cláusulas restrictivas que agravan los problemas existentes en la actualidad, aseveró al pronunciarse por la necesidad de lograr un consenso entre las fuerzas progresistas para frenar la aprobación de ese texto.

El legislador rechazó también la pretensión de adoptar un sistema electoral distrital y el sustento al financiamiento privado de partidos y campañas comiciales.

El bloque del Partido de los Trabajadores (PT) criticó igualmente ese proyecto de reforma política, pues mantiene las contribuciones de empresas privadas a las agrupaciones y no garantiza un límite de puestos para las mujeres en el Congreso.

Para el legislador Rubens Otoni (PT), esa medida no atiende las reivindicaciones de la sociedad, pues no contribuye a reducir la influencia del poder económico en la política, ni ofrece una mejor opción democrática.

El modelo anunciado de reforma es el peor hasta el momento presentado en la Cámara, manifestó por su parte el parlamentario Henrique Fontana, también del PT, porque no combate el gran problema de la democracia brasileña, que es el financiamiento electoral por parte de las empresas.

De esta manera dejemos abierta la puerta a la corrupción, una de las exigencias de la población que el mes pasado salió a las calles para reclamar, entre otros reclamos, medidas contra ese mal, indicó.

Bloques de izquierda exigen la inclusión de una propuesta que garantice el 30 por ciento de los puestos en el Congreso para las mujeres.

Según el presidente de la Cámara de Diputados, Eduardo Cunha, el proyecto de reforma política será votado finales de este mes.


Descarga la aplicación

en google play en google play