Escúchenos en línea

Impugnan nueva acusación de juez Bonadio en Argentina

Buenos Aires. PL. | 27 de Febrero de 2016 a las 10:55

La nueva acusación sobre la venta de dólar futuro en manos del juez Claudio Bonadio, notorio por liderar causas contra exfuncionarios del anterior gobierno "no tiene pies ni cabeza", aseguró este sábado el exministro de Economía Axel Kicillof.

En entrevista que publica este sábado el diario Página 12, Kicillof sostiene que ese magistrado es un instrumento utilizado por la oficialista Alianza Cambiemos para disciplinar a la oposición. "Ellos devaluaron y nos quieren echar la culpa", recalcó.

El juez Bonadio interviene en ocho acusaciones contra funcionarios del anterior gobierno, incluida la expresidenta Cristina Fernández, quien ahora al igual que Kicillof y el extitular del Banco Central (BCRA) Alejandro Vanolli están imputados en la nueva causa.

Según el acta acusatoria, el BCRA vendió dólares a futuro en noviembre e inicio de diciembre cuando el cambio estaba a 9,6 y 9,8 a una tasa de 10 pesos por uno previendo un normal y ligero incremento cambiario.

Pero como el nuevo gobierno de Mauricio Macri tras asumir devaluó en la tercera semana de ese mes la moneda nacional esta se depreció; hoy sufre una pérdida de valor del 60 por ciento y está a 15,62 por un dólar.

De ahí, que el gobierno ahora tenga que desembolsarle a quienes lo compraron a futuro en noviembre y principio de diciembre a la tasa prevista entonces de 10 por uno, por lo que beberá egresar más, y esto es lo que los acusadores esgrimen para culpar a la anterior administración de generarle un mayor costo al BCRA.

Kicillof explica que los contratos de dólar a futuro preveían un ajuste acorde con el Presupuesto y que la devaluación del gobierno actual alteró ese plan.

La operatoria utilizada, común en otros mercados del mundo además de ser legal y común para los principales bancos centrales del mundo -ahonda-, no hubiese generado ningún costo para el Banco Central si Macri no hubiese devaluado el peso apenas asumió.

"La colocación estaba acorde con un ajuste del dólar de entre 20 y 30 por ciento como preveía el Presupuesto", argumenta Kicillof.

Además, asevera que "el juez Bonadio es un caso emblemático del partido judicial y es uno de los instrumentos que está utilizando el presidente Mauricio Macri para disciplinar a los políticos de la oposición".

"Pareciera que quieren torcer la voluntad de más miembros del Congreso. Si no te puedo comprar, te procesamos", denuncia el exministro y ahora diputado nacional.

Asegura además que se trata de una persecución política para que "no haya oposición a volver a endeudar al país en los volúmenes siderales que pretende" la administración macrista.

Notorio por sus acciones contra el kirchnerismo, Bonadio está a la cabeza también de causas contra el exjefe de Gabinete Aníbal Fernández, el exministro de Salud Daniel Gollán, el exsecretario de Comercio Guillermo Moreno y el actual gobernador de Tucumán, Juan Manzur.

En total suman ocho causas impulsadas por miembros del actual Gobierno, diputados opositores durante el gobierno anterior o el Grupo Clarín, señala por su lado Infonews.


Descarga la aplicación

en google play en google play