Escúchenos en línea

Ecuatorianos consternados reciben a periodistas asesinados

Quito. Agencia PL | 27 de Junio de 2018 a las 15:30
Ecuatorianos consternados reciben a periodistas asesinados

Con profunda tristeza y conmoción, familiares y amigos de los trabajadores del diario El Comercio, asesinados en Colombia, recibieron este miércoles los restos del periodista Javier Ortega, el fotógrafo Paúl Rivas y el chofer Efraín Segarra.

El traslado de los cuerpos se realizó desde Cali, en un avión de la Fuerza Aérea Ecuatoriana, donde también viajaron representantes de las familias de los comunicadores, quienes acompañaron las pericias para sus identificaciones, realizadas en el Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses de la ciudad homónima.

A su llegada al capitalino aeropuerto internacional Mariscal Sucre, la aeronave fue recibida por un arco de agua, en tributo a los periodistas, secuestrados por el Frente Oliver Sinisterra, liderado por alias Guacho, el 26 de marzo, mientras hacían un reportaje de la violencia registrada en Mataje, frontera con Colombia, desde principios de este año.

Banderas de Ecuador, fotos, carteles y flores blancas, acompañaron entre lágrimas y silencio, a familiares y amigos de Javier, Paúl y Efraín, quienes acudieron al recibimiento, junto al canciller José Valencia, el ministro del Interior, Mauro Toscanini, y la viceministra de Justicia, Liliana Guzmán.

Cubiertos con banderas ecuatorianas, los féretros salieron de la terminal aérea, en caravana, hacia la funeraria Memorial Necrópoli, ubicada en el norte de Quito, donde serán velados este miércoles de manera privada, para dar paso a la ciudadanía, mañana, a rendirles tributo en la Iglesia La Dolorosa.

'No descansaremos hasta que se transparente la verdad, hasta que llegue la justicia y la no impunidad', señaló a medios de comunicación Ricardo Rivas, hermano del fotógrafo ultimado por el grupo criminal.

El anuncio de la muerte del equipo del Comercio lo realizó el presidente Lenín Moreno, el 13 de abril, y ese mismo día aseguró que no pararían las acciones conjuntas hasta dar con sus restos mortales, lo cual ocurrió el 21 de junio, mientras que las identificaciones fueron confirmadas este lunes.

Los siguientes pasos del caso, que según las familias, comenzó con el descubrimiento e identificación de los cuerpos, incluye el inicio de una investigación, en los primeros días de julio, por parte de un equipo de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, para indagar las circunstancias del secuestro y asesinato.

En el seguimiento especial, a pedido de los familiares, comprometieron su apoyo los gobiernos de Ecuador y Colombia, que han trabajado en conjunto desde la búsqueda de los comunicadores cuando fueron secuestrados, por la posterior ubicación de sus cadáveres, en la identificación y para dar con los responsables y llevarlos ante la justicia.

El 29 de junio está previsto el entierro.


Descarga la aplicación

en google play en google play