Escúchenos en línea

Militares se despliegan en área en estado de excepción en Ecuador

Quito. Prensa Latina | 2 de Julio de 2019 a las 13:39

Unos dos mil 400 militares y policías viajaron este lunes a la parroquia La Merced, de Buenos Aires, provincia ecuatoriana de Imbabura, para garantizar la seguridad del lugar, donde la minería ilegal ha derivado en violencia.

El despliegue de los uniformados forma parte de las disposiciones contenidas en el Decreto Ejecutivo 812, firmado por el presidente de la República, Lenín Moreno, mediante el cual se estableció en esa localidad el estado de excepción, 'por grave conmoción interna', con reportes de varios delitos, acrecentados en meses recientes.

Homicidios, explotación laboral y sexual, trata de personas, evasión fiscal, lavado de activos, extorsión, intimidación y contrabando son algunos de los problemas más graves registrados en Buenos Aires.

También se detectaron otros delitos, como tenencia de armas y explosivos, tráfico de combustibles, transporte irregular de buses y camionetas, e insalubridad.

Según las investigaciones, hay todo un sistema de transporte instalado en la zona, con decenas de poleas con las que se traslada material de las minas de oro explotadas ilegalmente.

Para devolver la tranquilidad ciudadana y restablecer el orden, desde esta jornada comenzaron operaciones con mil 200 militares e igual número de efectivos policiales en el lugar, con el apoyo de un equipo conformado por 20 fiscales.

De acuerdo con la ministra del Interior, María Paula Romo, 'en la zona, que no está dentro de la parroquia sino a horas de distancia caminando por lugares donde no hay carreteras construidas por el Estado y de difícil acceso, calculamos que podrían existir miles de personas asentadas dedicadas a otro tipo de ilícitos que se vinculan con este negocio'.

La titular aclaró que la minería ilegal es una amenaza multidimensional porque, además de alterar la seguridad y tranquilidad de las personas, produce una gravísima afectación ambiental.

Datos oficiales dan cuenta de la desarticulación en 2018 de 65 grupos delictivos, mientras en lo que va de este año suman 27 las estructuras desmembradas.

En todo ese período, son 859 los detenidos por extracción y comercialización de material aurífero, entre otras actividades ilícita, y 350 los vehículos incautados.

También fueron decomisadas al menos tres mil 474 toneladas del producto, en 325 operaciones.

Por su parte, el ministro de la Defensa, Oswaldo Jarrín, aclaró que las acciones policial y fiscal estarán resguardadas por la fuerza militar en los casos requeridos.

Asimismo, precisó que las autoridades determinaron, de forma concreta, evitar la violencia en todas las acciones.

'Todas las instituciones nos sentimos comprometidas con los objetivos, que son: preservar la seguridad, garantizar las actividades de la población y que el territorio se encuentre adecuadamente manejado para las diferentes actividades sin afectación a la población, ni a los recursos, ni a las actividades lícitas que tienen que desarrollarse en la zona', acotó.

Ambos secretarios manifestaron confianza en que la intervención conjunta permitirá devolver la tranquilidad a la parroquia del cantón Urcuquí, donde también habrá intervención integral de otras instancias del Estado.


Descarga la aplicación

en google play en google play