Escúchenos en línea

Pakistaní Yousafzai gana el Premio Internacional de la Paz para los Niños

La Haya. Telesur. | 27 de Agosto de 2013 a las 20:00

La paquistaní Malala Yousafzai, rescatada de un atentado de los talibanes en octubre de 2012, recibirá el seis de septiembre próximo un prestigioso premio internacional de la Paz por "su combate para que las niñas del mundo entero tengan acceso a la educación".

La fundación KidsRights informó que la joven de 16 años recibirá el Premio Internacional de la Paz de la Infancia (International Children's Peace Prize) de manos de la yemení Tawakkol Karman, premio Nobel de la paz en 2011, durante una ceremonia que tendrá lugar en La Haya.

Convertida en un símbolo de la resistencia contra los talibanes, la adolescente figura también entre los candidatos este año al premio Nobel de la Paz.

"Con 11 años, Malala se hizo famosa al escribir bajo seudónimo un blog para la BBC", señaló la organización en un comunicado. "Ella escribía cada día sobre su pasión por la escuela y sobre la opresión de los talibanes en Pakistán", apuntó.

Los talibanes paquistaníes, que controlaban de 2007 a 2009 el valle de Swat, donde Malala residía, mataban a sus oponentes, fustigaban a las personas culpables de violar su versión radical de la ley islámica, impedían a las mujeres acudir al bazar y a las niñas a la escuela.

Para castigarle por su implicación en favor de los derechos de las niñas de ir a la escuela, los talibanes atacaron el 9 de octubre de 2012 el autobús escolar que transportaba a Malala. La joven, alcanzada por una bala en la cabeza, sobrevivió y fue operada en Pakistán, antes de ser ingresada en un hospital de Reino Unido, donde vive actualmente.

El Premio Internacional de la Paz para los Niños, iniciativa de la fundación holandesa KidsRights iniciada en 2005, recompensa cada año un niño "por su implicación en favor de los derechos de la infancia". El precio está dotado con 100 mil euros (más de 133 mil dólares), que serán invertidos en proyectos relacionados con la causa de la valiente joven

Malala Yousafzai, pidió ante la Organización de Naciones Unidas (ONU) que la comunidad internacional redoble los esfuerzos para lograr "educación para todos".

"El 9 de octubre de 2012 los talibanes me dispararon. Pensaron que con sus balas me callarían para siempre pero fracasaron", relató la joven.

Malala aseguró que pese a lo vivido sigue siendo la misma, con las mismas ambiciones, esperanzas y sueños, y por ello volvió a pedir "educación para todos".

"Tomemos los libros y las plumas porque son nuestras armas más poderosas. Un libro y una pluma pueden cambiar el mundo", subrayó Malala, quien aseguró que "los extremistas siguen teniendo miedo a los libros".

En ese entonces, afirmó que no está en contra de nadie ni siquiera de los talibanes en su país, y aseguró que incluso si tuviera una pistola y estuviera frente a la persona que le atacó "no dispararía".

"Es algo que aprendí de Mahoma, el patrimonio que recibí de Martin Luther King y de Nelson Mandela, la filosofía de la no violencia que aprendí de Gandhi y la madre Teresa, el perdón que aprendí de mi padre y de mi madre", aseguró.


Descarga la aplicación

en google play en google play