Escúchenos en línea

Bloqueo a Cuba debe acabar

Managua. Por Daniel Ortega/Radio La Primerísima. | 16 de Diciembre de 2014 a las 11:18
Bloqueo a Cuba debe acabar

El presidente Daniel Ortega sostuvo que por respeto a  la voluntad política de todas las naciones del mundo, a excepción de Israel, Estados Unidos debería levantar el bloqueo económico que mantiene contra Cuba desde hace más de 50 años.

Durante la ceremonia de graduación de más de 50 cadetes del Centro Superior de Estudios Militares “General de División José Dolores Estrada Vado” del Ejército de Nicaragua, el Presidente Daniel recordó que durante todas las votaciones en Naciones Unidas, en particular la última, la inmensa mayoría de los países del planeta han exigido que se suspenda el bloqueo de Estados Unidos contra la Isla Caribeña.

Escuche en audio Mp3 el discurso del comandante Daniel Ortega

Palabras de Daniel

¡Cuánta Alegría, cuánto Honor, saludar a las Madres, a los Familiares, a los Padres, que esta noche han venido aquí con ustedes a recibir ese Diploma de Graduación!

Como decía uno de ustedes cuando le pedíamos a la madre que se acercara para recibir el Diploma: “También es de ella...” ¡Claro que sí, también es de ustedes queridas Madres, también es de ustedes, queridos familiares!

Al conversar brevemente con todas las Madres, Padres, [email protected], [email protected] un danés, primo de una Compañera Graduada; y en las pláticas sentir el orgullo de estar aportándole a la Patria, a Nicaragua, a sus [email protected], ¡en Nombre de Dios, en Nombre de Dios!

Y escuchar a una de las Madres cuando le preguntaba que cuántos hijos tenía, me decía que 5. Y le preguntaba que los otros muchachos ¿qué hacían? Y me dice que todos ellos están incorporados al Ejército... ¡los 5 muchachos! Una Madre que dio 5 hijos y que están prestando Servicio a la Patria.

Otra Madre que dio 3 hijos, 2 de ellos prestándole Servicio al Ejército, y 1 de ellos prestándole Servicio a la Policía. Y así ¡cuántos Ejemplos! ¡Cuánta Generosidad de parte de ustedes, queridas Madres! ¡Cuánta Generosidad!

Y [email protected] [email protected] que les correspondió representar a Nicaragua y representar al Ejército ante esa Grandiosa Nación que es Rusia, la Federación Rusa, el primer reto que tenían era aprender el ruso, en un año. Y aprendieron el ruso en un año, e inmediatamente las clases en ruso. Ya no les permitieron volver a hablar en español, solo en ruso.

¿Cuántos muchachos fueron en total? Nueve. Nueve muchachos representando a Nicaragua, representando al Ejército ante la Hermana Nación de la Federación Rusa. Los 9 aprobaron, ninguno dejó el Curso, la Carrera... ¡todos aprobaron la Carrera! Y de los 9, allí tenemos un récord que hay que anotarlo: de 9-6. Si sacamos el average en Beisbol ese es un altísimo average, andará por 600 creo yo, 700 ese average... ¡de 9-6! Seis obtuvieron Medalla de Oro en la Gran Academia de la Federación Rusa... ¡Qué honra para Nicaragua! ¡Qué honra para el Ejército! ¡Qué honra para sus Familias! ¡Qué honra para [email protected] [email protected]!

Y luego, el otro Contingente que estudió en la Tierra de Bolívar y Chávez, en Tierra Bolivariana... ¡una Gran Academia también Bolivariana! ¿Cuántos muchachos? 17; era un Contingente mayor, 17 jóvenes representando a Nicaragua, y ninguno dejó la Carrera, ¡todos aprobaron la Carrera, para Orgullo de Nicaragua, para Orgullo del Ejército, para Orgullo de sus Familias!  Felicidades, queridos Hermanos.

Luego el reto, el desafío de los que estudiaron aquí en Nicaragua, y de los que estudiaron en otras Academias Centroamericanas, de poder afirmar el día de hoy, que han cumplido con su Deber, que han cumplido con el Deber a la Patria, como Buenos Estudiantes. Y van para las diferentes Ramas de nuestro Ejército, para la Fuerza Naval, para la Fuerza Aérea; van para Blindados, Artillería, Infantería... ¡para todas las Especialidades!

Allí les corresponderá ahora poner a prueba ese Conocimiento que han adquirido. Y van a poner a prueba ese Conocimiento que han adquirido, para defender a Nicaragua, para defender nuestra Soberanía Nacional, para defender nuestra Integridad Territorial; para seguir luchando por la defensa de nuestros Bosques, por la defensa de nuestros Ríos, por la defensa de nuestros Lagos, de nuestros Mares, de nuestras Fronteras.

Seguir librando la Batalla también por la Seguridad de [email protected] nicaragüenses en coordinación con la Policía Nacional. Esa es una Batalla que estamos librando de forma, yo diría, muy firme, muy consistente aquí en nuestro País, y muy comprometida aquí en Centroamérica, y muy comprometida aquí en nuestro Planeta; y donde establecemos Coordinaciones, Acuerdos, a Nivel Regional, a Nivel Centroamericano, a Nivel Mesoamericano. En la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños también nos comprometemos en esa Batalla contra el narcotráfico y el crimen organizado; con la Federación Rusa, con los Estados Unidos.

Es decir, esta es una Batalla Global, y gracias a Dios, los resultados que hemos obtenido aquí en Nicaragua son resultados que causan la admiración y llaman al respeto de parte de la Comunidad Internacional. Y cuando me preguntan ¿por qué ha logrado Nicaragua ser aquí un Muro de Contención frente al narcotráfico y el crimen organizado? ¿Por qué? ¿Por qué contando con un Ejército y una Policía tan reducidas en su número, tan reducidas en su Presupuesto, el Ejército y la Policía de Nicaragua tienen el Presupuesto más bajo de toda la Región Centroamericana?

Claro, tiene que ver con nuestro Desarrollo Económico; pero hemos ido haciendo esfuerzos, y continuaremos haciendo esfuerzos para ir mejorando las condiciones, desde las condiciones salariales de los Soldados, los Clases, los Oficiales de nuestro Ejército y de nuestra Policía, hasta fortalecernos también con lo que es la Técnica necesaria que nos permita contar con mayores y mejores Recursos, para librar estas Batallas, y seguir obteniendo Victorias en estas Batallas.

Son Grandes Luchas las que estamos librando, y en medio de un Mundo revuelto, donde las grandes Potencias, no todas, se empeñan en continuar violando los Derechos Humanos de los Pueblos.  En toda nuestra Región Latinoamericana, en esta América Nuestra, como la llamara Martí, en esta América Nuestra, en la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños, hemos asumido [email protected], todas las Naciones Latinoamericanas y Caribeñas hemos asumido el compromiso de seguir defendiendo esta Región como una Región de Paz.

Por eso es que sumamos esfuerzos en favor de la Paz, y por eso es que sumamos esfuerzos porque se logre poner fin a la guerra que ha vivido la Hermana República de Colombia, y coincidimos [email protected] en Nuestramérica en apoyar, respaldar el Proceso Negociador que se sigue entre el Gobierno del Presidente Juan Manuel Santos, y los Comandantes de las Fuerzas Revolucionarias de Colombia, que encabezó el legendario Comandante Manuel Marulanda Vélez.

Yo tuve el honor de conocer a Manuel Marulanda cuando se intentó la Paz hace unos cuantos años, y me invitaron allá a San Vicente del Caguán a la firma de los Acuerdos; y allí el Presidente de Colombia y los Líderes de la Guerrilla firmando Acuerdos.

Luego nos quedamos unos días visitando a los Compañeros Dirigentes de la Guerrilla colombiana, de las FARC; y allí tuve el honor, el privilegio de colocarle en el pecho, en esa Zona de San Vicente del Caguán, colocarle en el pecho al Comandante Manuel Marulanda Vélez la Orden de nuestro General Sandino.

Marulanda ha sido el Guerrillero de más larga trayectoria en toda la Historia de Nuestramérica; falleció hace unos años, y él dejó ese impulso en favor de la Paz, lo dejó marcado allí cuando se suscribieron los Acuerdos de San Vicente del Caguán. Había mucha expectativa.

Ahora, estas Negociaciones que se están siguiendo en Cuba, donde se reúnen las Delegaciones con el acompañamiento de la Revolución Bolivariana, del Gobierno Bolivariano... Decisión que ya había manifestado el Comandante Hugo Chávez, y la que ha ratificado el Presidente Nicolás Maduro, y donde los Hermanos Cubanos, Fidel con Raúl, han dado todas las condiciones para que se avance en ese Proceso de Paz.

¡La Paz...! Y nosotros somos Soldados para defender la Paz. Nosotros somos un Pueblo decidido a defender la Paz, la Paz que logramos conquistar. Y en Nuestramérica, en el ALBA, en PETROCARIBE, en Mesoamérica, [email protected] hoy más que nunca estamos [email protected] a defender la Paz.

Por esa razón nos preocupan Iniciativas que se toman en los Estados Unidos de Norteamérica de parte de sectores racistas, extremistas, imperialistas, que quieren imponer una Agenda de Política de Fuerza en contra de los Pueblos Latinoamericanos y Caribeños; y el comportamiento de algunos Países europeos, también, que se suman a esa Política de los Estados Unidos, que no terminan de reconocer la Independencia y la Autonomía del Pueblo de Puerto Rico, que no terminan de retirar esa Base de Guantánamo en Cuba, que no terminan de suspender el bloqueo en contra de Cuba.

Fíjense bien, [email protected] nicaragüense, en Naciones Unidas en todas las votaciones, y en las últimas votaciones particularmente, la inmensa mayoría de los Países del Planeta han votado porque se suspenda el bloqueo a Cuba... ¡toda América Latina, Europa, África, Asia!

¿Quiénes son los únicos que votan en contra de que se levante el bloqueo a Cuba? ¿Quiénes son los únicos que votan porque se mantenga el bloqueo a Cuba? Los Estados Unidos, Israel, ¡esos dos Países! A veces se suma un tercer País, unas Islas como las Islas Marshall que de repente votan con los Estados Unidos e Israel, y de repente se abstienen; pero lo que es seguro que se oponen son Estados Unidos e Israel.

Es decir, Estados Unidos e Israel no reconocen un Principio de la Democracia. Y es que, si tenemos de manera abrumadora al Mundo votando año con año en Naciones Unidas porque se levante el bloqueo a Cuba, pues por respeto al Mundo el Gobierno norteamericano debería de suspender el bloqueo a Cuba, ¡debería de levantarlo! Porque no está respetando la opinión expresada con el voto de todo nuestro Planeta... ¡no lo está respetando!

Y aquí nosotros, les decía, estamos forjando Soldados para la Paz... claro, con la preparación, la firmeza y las condiciones para asegurar la Defensa de la Soberanía, de la Integridad Territorial, de la Lucha contra el Narcotráfico. Porque, en la medida que nuestro Ejército es un Ejército Cohesionado, Valiente, Leal a la Patria, Leal a Sandino, Leal a Darío, Leal a nuestro Héroes y a nuestros Mártires, Leal a la Revolución que en 1979 dio origen a este Ejército, en esa medida estamos asegurando una Política de Paz y una Política de Seguridad para [email protected] [email protected] nicaragüenses, sin diferencias Sociales, Económicas, Geopolíticas. El Ejército está para defender a [email protected] nicaragüenses, sin hacer diferencias de ningún tipo.

Por eso es que trasciende este Ejército. Yo les decía, que cuando me preguntan ¿cómo es que hacemos con ese raquítico Presupuesto? ¿Y cómo un País que está luchando por mejorar sus condiciones de vida, donde los otros Países Centroamericanos tienen un Desarrollo Económico-Social mayor que el de Nicaragua, cómo es que logramos librar esa Batalla tan exitosa contra el narcotráfico, el crimen organizado, y darle un índice de Seguridad altísimo a nuestro Pueblo?

Yo les respondo: Es que tenemos un Ejército y una Policía que nacieron de una Revolución, nacieron, por lo tanto, del Pueblo.  Se forjaron dentro del Pueblo, con una Ética, con una Moral, con unos Valores que se han continuado cultivando y, sobre todo, tanto el Ejército, como la Policía, han mantenido y mantienen una estrecha relación con la Población, con el Pueblo, tanto en las Ciudades como en el Campo.

El Pueblo es parte de las Batallas que libramos... yo diría aún más, el Ejército sin el Pueblo, la Policía sin el Pueblo, sencillamente, no podría librar con éxito las batallas que logra librar con éxito. Y solo el Pueblo sin este Ejército, tampoco podría lograr librar esas Batallas con éxito.  Es el hecho de que, como decía el General Avilés, el Ejército de Nicaragua es el mismo Pueblo, ¡el mismo Pueblo!

Hay Países donde la población cuando ve a un Soldado por las calles, o cuando ve a un Policía por las calles la población tiembla, ¡no se les acerca! más bien se alejan cuando ven a un Policía o a un Soldado, ¡se alejan! Aquí no, aquí la población respeta y quiere a los Soldados, a los Oficiales del Ejército y de la Policía, ¡y trabaja con ellos!

Ahí reside la enorme Fortaleza, porque no habría Presupuesto alguno que pudiese cubrir una Operación donde se involucre la Población con el Ejército y la Policía. Simplemente, hay una Conciencia en la población y una Conciencia en el Ejército y en la Policía, de que juntos somos poderosos para combatir esos males.

Y es una Conciencia que ha venido calando en todos los estratos Económicos y Sociales; es decir, fácilmente se han venido comprometiendo con el Ejército y la Policía, no solo el Pueblo humilde y trabajador, no solamente los Campesinos humildes y trabajadores, sino que también los Productores, los Agricultores, los Ganaderos, los Pequeños Empresarios, los  Medianos Empresarios, los Grandes Empresarios, los Inversionistas.

Todos coinciden en que es necesario fortalecer las relaciones con estas Instituciones, darle el Respaldo Moral a estas Instituciones. Es una forma de asegurar también, con la contribución de ellos, el nivel de Seguridad que tiene nuestra Patria, el nivel de Estabilidad que tiene nuestro País. Y esto tenemos que cuidarlo, ¡tenemos que cuidarlo!

Qué doloroso ver allí en una Gran Nación, ¡porque es una Gran Nación los Estados Unidos de Norteamérica! Es una Gran Nación indiscutiblemente, un Gran Pueblo, con un Gran Presidente, el Presidente Barack Obama, pero atrapado por las Fuerzas más conservadoras, por las Fuerzas racistas que existen todavía en los Estados Unidos, y por quienes no tienen ningún respeto a las Leyes que ellos han promulgado en su Nación, y que consideran que son Leyes que deben cumplirse por todos lados, y andan buscando ellos cómo monitorear.

El problema es que, la lista de crímenes cometidos por Gobernantes norteamericanos a lo largo de la Historia en contra de los Pueblos ¡es interminable! Y en estos días, frente al hecho racista de Policías norteamericanos que ven a un joven negro, inmediatamente para ellos un joven negro es un delincuente, y van y no solamente le dicen: “Deténgase”, sino que le disparan y lo matan... ¡lo asesinan! Eso ha provocado enormes protestas, y siguen las protestas en los Estados Unidos, porque es una clara manifestación de violencia racista en los Estados Unidos.

Y después de estas denuncias, ahora resulta que están ahí las pruebas ante las Autoridades norteamericanas, las pruebas de las torturas brutales que practican los Organismos Especializados del Ejército norteamericano. Lo están descubriendo allí ellos lo que ya no era un secreto porque se había denunciado pero no lo aceptaban. Ahora ya lo aceptan, y el que fue Vicepresidente del Presidente Bush, viene y tranquilamente defiende el Principio de la Tortura.

Torturas brutales puestas en práctica en pleno Siglo XXI por Agencias de Inteligencia y Organismos Especializados, y con el aval del Presidente de los Estados Unidos entonces el Presidente George Bush, con ese aval de ir a torturar. Esto ha provocado una reacción bien grande en los Estados Unidos, incluso Dirigentes republicanos condenando esas prácticas, y condenando a los Dirigentes republicanos que defienden esas prácticas brutales de torturas.

Y luego, en cuanto a lo que son los crímenes que se cometen en contra de la Juventud norteamericana, sobre todo cuando son jóvenes afrodescendientes, el mismo Alcalde de Nueva York, que tiene hijos afrodescendientes, su compañera es afrodescendiente, los hijos son afrodescendientes, tienen piel negra... el mismo Alcalde ha declarado ayer la preocupación con que vive cada vez que sus hijos salen a la calle; porque él mismo se pregunta ¿cómo protegerlos de la Policía? Imagínense, ¿cómo protegerlos de la Policía?

Gracias a Dios, esas prácticas quedaron totalmente erradicadas de nuestro País desde el año 1979 con el Triunfo de la Revolución. Prácticas que están todavía en muchos Países, pero donde se ha demostrado que ese tipo de prácticas lo que puede arrojar es más confusión cuando hay una investigación. Porque cuando una persona está siendo torturada y le dicen: Vos cometiste tal crimen, vos cometiste tal delito, a última hora la persona desesperada porque no aguanta la tortura acepta que sí cometió ese crimen, que sí cometió ese delito ¡y no lo ha cometido!

Entonces, más bien la tortura lo que resulta es en falsa información, porque la persona torturada en la desesperación dice cualquier cosa, acepta cualquier cosa. Y se ha demostrado, y está demostrado, y aquí en Nicaragua está demostrado que la tortura no lleva a ningún lado.

Es el Trabajo de Inteligencia, es la capacidad de investigación que tiene una Institución; la capacidad que tiene de contar con la población como fuente de información, la que permite contar luego con los elementos que a la hora que se lleva a una persona detenida se le diga: “Vea, aquí está toda esta información”, pero no hay que tocarle ni un pelo a esa persona, simplemente, “aquí está esta información”. Y con esa información, ya sea que lo admita o no lo admita, son tan contundentes las pruebas que con esa información van al Juez, y a los Jueces les tocará dictar sentencia como les corresponde. 

Decía que, gracias a Dios tenemos una Juventud como ustedes, [email protected] Compañ[email protected] que se han graduado, una Juventud que se viene forjando y formando con estos Valores, con estos Principios, con esta Ética y que le da mayor Fortaleza al Ejército, que le da mayor Fortaleza y mayor Autoridad al Pueblo nicaragüense, y que nos da mayor Tranquilidad y mayor Seguridad a [email protected] [email protected] nicaragüenses.

Felicidades, [email protected] Compañ[email protected] Felicidades a sus Familiares. Felicidades a [email protected] [email protected] nicaragüenses que aquí cuentan con este Nuevo Contingente de [email protected] [email protected] a servirle a la Patria.

¡Que Viva el Ejército de Nicaragua!


Descarga la aplicación

en google play en google play