Escúchenos en línea

Listo el «zarpazo» a Godoy, con él o sin él Montealegre arrebata el PLI el domingo

Managua. Radio La Primerísima. | 28 de Junio de 2009 a las 00:00
El hasta ahora presidente del Partido Liberal Independiente (PLI), Indalecio Rodríguez, y el secretario general del colectivo, Adolfo Martínez Cole, aliados incondicionales de Eduardo Montealegre, ratificaron la convención nacional del domingo, en contra de la decisión de la "directiva delegataria" y del máximo líder de la organización, Virgilio Godoy Reyes. Rodríguez, quien junto a Martínez Cole, se les vence su período en sus cargos respectivos, anunció la tarde del viernes que la convención "va el domingo 28 de junio con el doctor Virgilio Godoy o sin él", después que el líder histórico por más de 40 años del PLI, desconociera la convocatoria a esa actividad política. Inicialmente, el doctor Godoy Reyes había propuesto realizar la convención del PLI en diciembre próximo, para darle la oportunidad a Montealegre y su grupo Movimiento Vamos con Eduardo a afiliarse al partido y buscar los medios para ser electos en algún cargo de la directiva nacional. El interés de Montealegre de tener un partido como el PLI, con directivas en la mayor parte del país y con personalidad jurídica obligó a duras negociaciones, en las que presionaba para realizar la convención el 28 de junio, hasta que Godoy Reyes y sus simpatizantes les propusieron realizarla en septiembre. Según trascendió este sábado, la fracción de Godoy Reyes propuso a Eduardo Montealegre que gente de su movimiento pasara a integrar ocho cargos en la junta directiva nacional, mientras que los viejos directivos del PLI tendrían nueve cargos, lo que irritó al acusado por el fraude al Estado con los CENI. Indalecio Rodríguez volvió a irrespetar la figura y la enfermedad de Virgilio Godoy, cuando ratificó la convención nacional para mañana domingo, y afirmar que el doctor Godoy Reyes "el líder nacional del PLI, pero no el dueño del partido", y terció en la necesidad de los "relevos" entre los dirigentes. Por su lado, consultado la noche del viernes por los periodistas, Godoy Reyes desconoció abiertamente la convención a la que convocó Indalecio Rodríguez y la calificó de "una concentración" de simpatizantes del Movimiento Vamos con Eduardo Montealegre, sin ningún valor ante autoridades electorales. Godoy Reyes admitió que" las diferencias son severas y que hay dos bandos en pugna por la dirigencia del partido", señalando a Rodríguez de haber hecho tratos con Montealegre, cuyo contenido se ha negado a hacer del conocimiento del resto de directivos nacionales del PLI. “(Rodríguez) ha cometido actos censurables y reprochables en contra del PLI, con el propósito de asignarse él mismo, utilizando todo tipo de artimañas, avasallando, desplazando y sustituyendo a militantes para convertir al PLI en un proyecto político de carácter personal”, aseguró Godoy en un manifiesto dado a conocer la noche del viernes. “Ellos (Rodríguez y Montealegre) querían una convención con el tiempo a su favor, hay problemas en el escenario, yo no gano nada con mantener una crisis, ellos se lanzan a negociar con el único propósito de ganar”, explicó luego de apuntar que ya habían llegado a puntos en común. La división en el seno del PLI desde la llegada de Montealegre como aliado es tal que el viernes el banquero acusado por los CENI ordenó suspender todos los trabajos de remodelación de la casa-sede de ese partido en Ciudad Jardín, donde pondría su oficina, y hasta mandó retirar los aires acondicionados.

Descarga la aplicación

en google play en google play