Escúchenos en línea

Menores de padres sin papeles enfrentan futuro incierto

Miami, Florida. Agencias. | 13 de Octubre de 2013 a las 15:12

Miles de niños nacidos en los Estados Unidos, cuyos padres son inmigrantes indocumentados están probablemente sin seguro de salud.

"Queremos decirles que no tengan miedo, inscriban a sus hijos, no compartiremos su información personal con nadie más". le dijo a Florida Watchdog, Karelia Stanford, una Consultora Certificada para inscribir a personas al nuevo sistema de salud, del Centro de Salud Comunitario Doris Ison.

De acuerdo a la Academia Americana de Pediatria, unos 575.000 niños de Florida (un 13.5 porciento) no tiene seguro medico. El 67% de ellos califican para recibir Medicaid or ser parte del programa Children's Health Insurance Program (CHIP).

Muchos de estos niños son hijos de padres indocumentados, quienes rehuyen a matricularse en cualquier programa que involucre al gobierno. Se preocupan de que ellos puedan compartir su información personal con otras agencias gubernamentales, incluidos inmigración, y que los deporten.

"Es normal, la comunidad indocumentada tiene miedo de proporcionar la información personal que se necesita para aplicar a un programa", dijo la Consejera, que trabaja en el Centro que recibe en su mayoría pacientes hispanos o afroamericanos.

El miedo a ser descubierto significa que un sinnúmero de niños terminan en las salas de emergencia, simplemente porque sus padres esperaron demasiado tiempo para buscar ayuda.

Según un estudio realizado en 23 estados en 2005, los niños sin seguro que visitan la sala de emergencia representaron el 8,6 por ciento del total.

Leighton Ku y Sheetal Matani investigaron el tema y publicaron sus hallazgos en Health Affairs.

"Desde una perspectiva política, brecha en los seguros para niños estadounidenses de familias inmigrantes son angustiantes, ya que ellos son elegibles para Medicaid y SCHIP y son el foco principal de campañas de divulgación. Pero la cobertura del seguro de los niños nacidos en Estados Unidos de (familias) inmigrantes ha disminuido en los últimos años", Dijeron en su informe Ku y Matani.

El estudio observó que los niños de familias que no son ciudadanas tenían menos acceso inicial a atención médica ambulatoria y de emergencia y, aún cuando tenían acceso, a menudo recibieron menos atención.

Otro problema está relacionado con la salud dental. Un estudio realizado en el estado de Washington mostró que un viaje a la sala de emergencias fue la primera "visita al dentista" para uno de cada cuatro niños en general y para casi la mitad de los niños menores de 3 1/2 años de edad.

De hecho, muchos padres y sus niños llegan a este Centro Comunitario en busca de ayuda.

"Aquí trabajamos mucho con los trabajadores temporales del campo y migrantes que no tienen documentos legales. Atendemos a todos, sin preguntar por su estatus migratorio", dijo la vocera del Centro Tiffany Helberg.

Nada de esto pasó desapercibido para la gente que trabaja en la Academia de Pediatría. La academia, en una carta abierta al Senado de EE.UU., advirtió sobre las consecuencias imprevistas de la reforma de salud y el requisito de inscripción como indispensable para la búsqueda de atención.

"Como defensores de los niños que servimos, le instamos a que mantenga las protecciones en el proyecto de ley contra las acciones de control migratorio que ocurren en lugares sensibles, como escuelas y centros de salud mientras el proyecto avanza. Los centros de salud deben ser vistos como un espacio seguro para los niños y sus familias. Para lograr esto, ni médicos ni centros de atención a la salud deben utilizar los registros en cualquier acción legal de inmigración".

La academia también considera que el proyecto de ley de inmigración una "oportunidad perdida" que debería haber sido diseñados de tal forma de asegurar que todas las personas, especialmente los niños, están cubiertos.

"Como expertos en la salud de los niños y activistas, permanecemos preocupados porque la legislación no ayuda a hacer frente a las múltiples barreras para el acceso a la salud, integral, asequible, cultural y lingüístico que enfrentan muchos niños en las comunidades de inmigrantes".

Según el Children's Denfense Fund, una entidad sin fines de lucro, 7,2 millones de niños no tienen seguro médico en los Estados Unidos. Cada 70 segundos un niño nace sin seguro, y cada día más 1208 nacen sin cobertura de salud.


Descarga la aplicación

en google play en google play