Escúchenos en línea

2013 macabro para inmigrantes latinos

Tegucigalpa. Proceso Digital. | 5 de Enero de 2014 a las 13:07

El 2013 marcó para los inmigrantes del mundo, especialmente para los latinos, un momento de grandes expectativas y no menos desilusiones en los Estados Unidos.

La acariciada reforma migratoria pareció en un momento llevarles al cielo, en medio del sueño y las promesas de, por fin, reconocerles su derecho a habitar regularmente y sin miedos en los Estados Unidos. Pero esa quimera pareciera desaparecer poco a poco y aquella promesa electoral, reeditada en la campaña de segundo término del presidente Obama, se enreda y se aleja.

Circundando este hecho fundamental, acciones que parecieran aislada pero que marcan tendencias, en un país donde 11 millones de inmigrantes intentan sobrevivir en medio de las sombras y la falta de papeles, muchos fueron los ofendidos y vilipendiados.

Casos simbólicos como el del pequeño cantante Sebastien de la Cruz, al que repudiaron en las redes sociales, porque en la ceremonia preliminar a una jornada deportiva, cantó el himno de los Estados Unidos vestido de Charro. De la Cruz nació en San Antonio, Texas y no en México, como falsamente publicaron en los días en que los ataques abundaron contra el pequeño.

Luego de las ofensas el pequeño se volvió en un símbolo comunitario y sus actuaciones empezaron a ser una bandera en la lucha por la igualdad de derechos.

Otro acto antiinmigrante fue protagonizado por estudiantes de la organización Jóvenes Conservadores de Texas, quienes crearon un juego denominado "Atrape un Ilegal", mediante el cual se emprendía persecución contra migrantes que llevaban un cartel que decía "ilegal". Al que lograra la hazaña se le premiaban con un bono de 25 dólares. La actriz de origen hondureño, América Ferrera, encabezó protestas contra el juego que fue clausurado debido a presiones de activistas.

"El propósito de este evento es generar discusión a nivel institucional sobre el tema de la inmigración ilegal y cómo afecta nuestras vidas diarias", justificaba un comunicado divulgado por la vocería del grupo.

Perros

No fueron menos los comentarios y opiniones, calificados de antiinmigrantes y xenofóbicos emprendidos por el congresista Steve King. "Las palabras importan" dijo el periodista Jorge Ramos cuando, según activistas, comparó a inmigrantes con perros. King justificó que él, en su alocución, lo que hizo fue elogiar a los inmigrantes legales y atribuyó el despliegue y denuncia a la "tergiversación" de "gente de la izquierda".

Pero además, King, en otras comparecencias, también alude a los soñadores y jóvenes amparados en el dream act de manera peyorativa.

Estados Unidos convertido en México

En mayo de 2013, con la aprobación del proyecto de reforma migratoria en el Comité Judicial del Senado, resurgieron en los Estados Unidos voces antiinmigrantes como la de la periodista Ann Couter quien escribió en esa oportunidad: "los senadores Marco Rubio, Mitch McConnell, Lindsey Graham y John McCain están trabajando afiebradamente para convertir el país en México".

La mujer titula su columna "¿Cuando fue que votamos para convertirnos en México?

Calzoncillos rosados

Pero las prácticas antihumanas del alguacil del Condado Maricopa, Joe Arpaio, siguen marcado cada vez más repudio y asombro. Una de sus acciones  era obligar a los reos a usar ropa interior de color rosado y que fue llevada a juicio nuevamente, luego de que la Corte de Apelaciones del Circuito Nueve rechazara escuchar su apelación.

La decisión se suma al rechazo de la Corte Suprema de los Estados Unidos, que el pasado mes de marzo no quiso escuchar la apelación de Arpaio sobre si esta medida es un "castigo extremo" o no para los presos.

El caso se originó cuando la familia del reo Eric Vogel presentó una demanda en contra de Arpaio, debido a que sus oficiales lo forzaron en el 2001 a quitarse la ropa, a pesar de que este se rehusaba, y ponerse la ropa interior rosada, lo que motivó que Vogel creyera que iba a ser violado.

Vogel, quien sufría desórdenes mentales, murió poco después cuando, tras sufrir un accidente automovilístico junto a su madre, la policía lo detuvo y le dijo que podría ser arrestado nuevamente, lo que motivó a que huyera corriendo para evadir situaciones similares con su vestimenta.

De acuerdo a exámenes médicos, Vogel murió al siguiente día por arritmia cardíaca.

En el 2010 Arpaio ganó el primer juicio de este caso, pero la Corte de Apelaciones del Circuito Nueve desestimó el veredicto y señaló que forzar a los reos a utilizar ropa de color rosado representa un castigo sin justificación legal, decisión que amerita un nuevo juicio.

El uso de calzoncillos y calcetines de color rosado se ha vuelto una de las "marcas" que identifican las cárceles de Maricopa, e incluso Arpaio firma y vende la ropa interior rosada durante eventos especiales.

En una entrevista, Arpaio indicó que el uso del color rosado se debía a que con anterioridad se gastaba mucho dinero en ropa de color blanco, ya que los reos se la llevaban consigo.

Aseguró que, por el contrario, nadie desea llevarse los calzoncillos de color rosado.

Acciones como la exigencia de una frontera "blindada", auxiliada por un ejército duplicado y aviones no tripulados "drones", son también parte de las actividades de los antiinmigrantes que se niegan a aceptar a los indocumentados que llegan a los Estados Unidos.


Descarga la aplicación

en google play en google play