Escúchenos en línea

Presidente Obama esta «alentado» por las propuestas republicanas sobre la reforma

Washington. Infobae. | 31 de Enero de 2014 a las 18:01

El presidente estadounidense, Barack Obama, se mostró el viernes "alentado" por las medidas presentadas por sus adversarios republicanos en materia de inmigración.

El jueves, miembros de la Cámara de Representantes (de mayoría republicana) hicieron pública una declaración de principios sobre una reforma de las leyes migratorias, proyecto impulsado por el presidente Obama y adoptado por el Senado (dominado por los demócratas) en junio de 2013.

El texto republicano prevé una regularización con condiciones para los millones de clandestinos que viven en Estados Unidos; sin embargo, rechaza las medidas para facilitar el acceso a la ciudadanía previstas en el proyecto del Senado.

La declaración del partido conservador prevé que los ilegales "puedan vivir legalmente y sin miedo en Estados Unidos solamente si aceptan admitir su culpabilidad, se someten a verificaciones estrictas de sus antecedentes, pagan multas cuantiosas y sus impuestos atrasados, siguen clases de inglés y de educación cívica estadounidense y son capaces de mantener a sus familias" sin ayudas públicas.

Entrevistado en CNN, Obama evitó rechazar de entrada la propuesta republicana a pesar del obstáculo que representa la falta de acuerdo sobre el acceso a la ciudadanía.

"Mucha gente está de acuerdo sobre el principio de no querer dos clases de personas en Estados Unidos", afirmó refiriéndose a la posibilidad de una reforma condicionada de la ciudadanía que podría crear dos grupos dentro de los inmigrantes.

Se calcula que unos once millones de clandestinos viven en Estados Unidos; la mayoría, originarios de América Latina. La reforma legislativa fue una de las promesas de campaña de Obama, quien obtuvo más de dos tercios del preciado voto latino de Estados Unidos, mientras que los republicanos sufrieron un retroceso del apoyo de esta comunidad.

El presidente norteamericano repite cada vez que puede los beneficios que aportan -y aportarían- los inmigrantes en la economía del país. Según declaró, la aplicación de esta ley tendría un impacto positivo al reducir el déficit en 850.000 millones de dólares y al aportar 1.400 billones de dólares en las próximas dos décadas.

En ese sentido, citó el ejemplo de San Francisco, donde el 35% de las empresas fueron creadas por extranjeros. "No hay razón por la que no podamos aprobarla ahora", reconoció Obama, quien volvió a criticar al arco republicano por su resistencia y falta de voluntad para acompañar diferentes proyectos como el de la reforma sanitaria (Obamacare) y la ya mencionada reforma migratoria, entre otras medidas.


Descarga la aplicación

en google play en google play