Escúchenos en línea

Lucha por mejoras laborales da sus frutos, afirman agricultores latinos

Miami, EEUU. Agencias. | 17 de Marzo de 2015 a las 15:50

Trabajadores agrícolas del Estado de la Florida siente que su lucha por conseguir mejoras en las condiciones laborales ha dado sus frutos... y va por más.

Los agricultores que integran la Coalición de Trabajadores de Immokalee, en su gran mayoría inmigrantes latinos que recogen tomates en la región central del estado, prevén celebrar los avances logrados y al mismo tiempo demandar a varias corporaciones que se unan a su Programa por Comida Justa.

El plan apunta a terminar con la explotación y el abuso de los trabajadores agrícolas en EEUU. Es un acuerdo entre los trabajadores, los propietarios de fincas de tomate de Florida y las corporaciones que compran los productos.

A diferencia de otros inmigrantes que luchan por obtener un estatus migratorio legal, estos trabajadores prefieren concentrarse en los reclamos laborales y no hablar siquiera de su situación migratoria.

En algunas de las situaciones, se trata de personas que llegan con visas temporales de empleo, pero también hay trabajadores del sector que se encuentran en el país sin un permiso legal.

"Lo que queremos es celebrar los derechos que ya tenemos, despertar la conciencia y que el programa sea adoptado por otras organizaciones", manifestó a la AP Nelly Rodríguez, una trabajadora agrícola de 50 años, miembro de la coalición.

Esta joven de origen mexicano agregó que "mientras haya corporaciones que no tomen responsabilidad no vamos a parar".

Llamado a comidas rápidas, estos agricultores prevén levantar públicamente su voz en un concierto y marcha que realizarán el 21 de marzo en la ciudad de San Petesburgo, en la región centro de la costa oeste de la península de Florida.

Según los planes, se pretende reunir a trabajadores agrícolas que llegarán desde diferentes puntos del estado para reclamarle a los restaurantes de comidas rápidas Wendy's y la cadena de supermercados Publix que se unan a su programa, al tiempo que celebrarán que otras 13 ya lo han hecho, entre ellas Wall Mart, Whole Foods, Taco Bell, Burguer King y McDonald's.

Los organizadores dijeron que parte del evento será un concierto en el que participarán Ozamatli y La Santa Cecilia, entre otros artistas. Al participar, las empresas se comprometen a requerir estándares laborales más justos a sus proveedores, compran tomate exclusivamente a los productores que cumplen con esos estándares y pagan un centavo más por cada libra (450 gramos), que será pagado a los trabajadores por sus empleadores. Pero Publix manifestó que no pagará de manera directa el trabajo que hacen los empleados de otras empresas.

"Es responsabilidad de todos nuestros proveedores, entre ellos los de tomate y otros productos de la Florida, manejar su propia fuerza laboral, incluyendo el pago de salarios y el suministro de condiciones laborales que cumplan con las leyes federales y estatales", aseguró la cadena de supermercados.

En el mismo sentido se pronunció Wendy's. "No creemos que sea apropiado que nosotros compensemos a individuos que trabajan para otra empresa. Eso le corresponde a sus empleadores, no a nosotros", dijo a AP Bob Bertini, portavoz de los restaurantes.

Además, aclaró que cuando usan tomates de Florida, sus proveedores estatales han firmado y cumplido las leyes.


Descarga la aplicación

en google play en google play