Escúchenos en línea

Colorado evalúa impacto económico de deserción escolar latina

Denver. EFE. | 11 de Junio de 2009 a las 00:00
El estado de Colorado pierde al menos 5.000 millones de dólares anuales en ingresos no percibidos y en gastos de ayuda social debido al alto índice de deserción escolar entre jóvenes hispanos, indicó este jueves un experto. Según Scott Flores, ex director ejecutivo de la Alianza para Opciones de Educación en Colorado y ex miembro de la mesa directiva nacional de Hispanic CREO, la deserción escolar de los latinos (que el año pasado llegó al 45 por ciento en este estado) tiene un impacto negativo y directo en la economía local. Sobre la base de estadísticas recientemente compiladas por Clive R. Belfield, profesor asistente de economía en la Universidad de Nueva York, Flores calculó que por cada estudiante que no completa su escuela secundaria el estado deja de percibir poco más de 200.000 dólares en impuestos, debido a que esos jóvenes viven por debajo del nivel de pobreza o trabajan en empleos con bajos ingresos. A la vez, y por eso mismo, los jóvenes no graduados necesitan ayuda social, como estampillas de comida y subsidios para viviendas económicas. Y por el estilo de vida que muchos de ellos llevan, requieren más atención médica que otros jóvenes de la misma edad y tienen dos veces más posibilidades de enfrentar problemas policiales o judiciales. En total, al sumar lo que el gobierno deja de percibir y lo que tiene que gastar en cada estudiante latino no graduado de la secundaria, Colorado desembolsa cada año 715.000 dólares por cada joven, aseveró Flores. "Y al año siguiente se suma otro nuevo grupo de jóvenes. Saldría más económico enviarlos a todos a Harvard que continuar pagando por sus servicios médicos y por sus trámites judiciales o carcelarios. Y resultaría mejor para la comunidad", declaró. En Colorado, de acuerdo con el Departamento de Educación estatal, un 28,4 por ciento de los casi 820.000 estudiantes en las escuelas públicas locales es de origen latino. Y en grado 12 (último de la escuela secundaria) hubo 16.000 latinos en el 2008. Como de ellos sólo se graduó un 55 por ciento, eso significa que 7.200 alumnos latinos abandonaron la escuela. Usando esas estadísticas, al multiplicar el número de no graduados latinos por el costo anual al estado, Flores estimó que la pérdida anual total de Colorado por la deserción escolar latina supera los 5.000 millones de dólares. Y a menos que padres, dirigentes y educadores intervengan el problema se agudizará en los próximos años debido a la creciente presencia latina en las escuelas estatales y a que para el 2025 el 55 por ciento de los empleos en Colorado requerirán un título universitario.

Descarga la aplicación

en google play en google play