Escúchenos en línea

Expansión del canal panameño deja a Guatemala en «desventaja»

Ciudad Guatemala. Agencia EFE | 16 de Mayo de 2015 a las 12:20

La expansión del canal de Panamá “deja a Guatemala con una gran desventaja” aunque las perspectivas comerciales del país centroamericano son “sumamente positivas”, aseguró Carolina Castellanos, exdirectora de la Cámara de Comercio Guatemalteco Americana (Amcham).

Castellanos, quien dejó su puesto en abril tras 14 años en el cargo, afirmó en una entrevista con Acan-Efe que los principales problemas del comercio guatemalteco son la “tremenda burocracia” y la vejez de los puertos, que se quedarán pequeños para los buques que pasarán por la ampliación del canal interoceánico.

“No hemos modernizado los puertos. Los barcos que pueden atracar son muy pequeños. Con la expansión del Canal de Panamá esto nos deja en una gran desventaja”, aseguró Castellanos.

“Adicionalmente, la corrupción y la excesiva burocracia que hay en el manejo” de las aduanas genera “retrasos, obstáculos, lentitud” y “falta de coordinación entre las diferentes instancias que deben revisar contenedores”, agregó la exdirectora ejecutiva de Amcham.

La empresaria, química farmacéutica de profesión con una maestría en Bélgica, consideró, además, que “no hay facilitación del comercio” en la nación centroamericana.

“Por el contrario: hay un exceso de trámites, procedimientos, nuevamente corrupción y mucha discrecionalidad, entre otros problemas”, enfatizó. Una coyuntura que, a su juicio, genera “retrasos e incremento en los costos” de los productos que ingresan al país.

El proyecto de ampliación del Canal de Panamá, que comenzó en 2007 con una inversión global de 5.250 millones de dólares, permitirá el paso de buques con hasta 12.000 contenedores, el triple de lo actual, según información oficial.

Alrededor del 6 por ciento del comercio mundial pasa por dicha vía interoceánica.

Ante esta situación, Castellanos ve en la “integración centroamericana y en la unión aduanera” que países como Guatemala y Honduras han anunciado, un punto “muy importante”, del que tomó conciencia tras 14 años al frente de la entidad americana.

“Ningún empresario fuera de la región viene a hacer negocios con solo un país. Somos demasiado pequeños. La consolidación vendrá en conjunto como región”, advirtió, ya que, en su opinión, factores como el paso de aduanas, el pago de aranceles o la falta de una normativa uniforme no permiten, por ejemplo, unificar etiquetados.

Castellanos también se refirió a la supuesta estructura criminal de corrupción dentro del Gobierno de Guatemala, desarticulada por el Ministerio Público y la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) el pasado 16 de abril.

La red, supuestamente liderada por Juan Carlos Monzón Rojas, secretario privado en ese momento de la ya exvicepresidenta del país Roxana Baldetti, ingresó al menos 500 contenedores de manera ilegal al país centroamericano.

“Es fundamental que continúen las investigaciones para determinar si hay más implicados para que también sean procesados, así como definir cuáles fueron las empresas que pagaban (sobornos)”, manifestó Castellanos.

No obstante, la exdirectora de Amcham ve un panorama “sumamente positivo” para Guatemala “a pesar de tanto problema”.

“Guatemala es un gran productor de muchas cosas, así como importador. Y esta dinámica comercial se mantendrá, pues somos trabajadores y emprendedores”, aseveró.

“Si se lograran resolver, aunque sea un poco, de todo lo mencionado anteriormente, tendríamos un crecimiento muy significativo”, concluyó.

El Tratado de Libre Comercio entre Estados Unidos, Centroamérica y República Dominicana (DR-CAFTA), ratificado por el país en marzo del 2005, ha representado un incremento del 32 por ciento en las exportaciones del país centroamericano y un 94 por ciento en las importaciones desde EE.UU., según el Departamento de Comercio norteamericano.


Descarga la aplicación

en google play en google play