Escúchenos en línea

Afirman que ley de competencia mejoraría la economía de Guatemala

Ciudad Guatemala. Agencias | 8 de Julio de 2019 a las 17:17

Paraguay fue el último en aprobar una Ley de Competencia, a finales de 2013, y Estados Unidos la tiene desde 1820. Sin embargo, Guatemala es la única nación de Latinoamérica que carece de una norma de ese tipo. En ese sentido, el director de Promoción a la Competencia del Ministerio de Economía (Mineco), Álvaro Fernández Sánchez, explica por qué es importante contar con una legislación de esa naturaleza.

¿Para qué sirve una Ley de Competencia?

Es un instrumento jurídico estructurado que tiene como fin la defensa y promoción de la libre competencia, para incrementar la eficiencia económica en los mercados de bienes y servicios, a fin de generar bienestar al consumidor. Con base en lo anterior, se busca proteger el proceso de competencia, no así a los agentes económicos, la libertad de los agentes económicos y la libre fijación de precios, la eficiencia, evitando la eliminación de agentes económicos del mercado y fomentar el crecimiento de las empresas, no restringirlo.

“La legislación de competencia tiene como fin la defensa y promoción de la libre competencia, para incrementar la eficiencia económica en los mercados de bienes y servicios.”

¿Qué beneficios trae una legislación de ese tipo?

En primer lugar, promueve y defiende la libre competencia, para lograr que los mercados funcionen de manera eficaz y puedan corregir sus fallas o deficiencias. La Ley de Competencia se centra en el lado de la producción, o sea, en el lado de la oferta del mercado, y con ella se pretende conseguir que los consumidores puedan elegir entre opciones adecuadas a su nivel de ingresos. Además, crea certeza jurídica para los inversionistas, porque los protege de prácticas anticompetitivas. Propicia que los agentes económicos compitan en igualdad de condiciones, y con ello tengan éxito en el mercado en lo que se refiere a la calidad de los bienes y servicios que producen. También provoca rivalidad entre las empresas, lo cual los obliga a invertir en tecnología, a mejorar los procesos productivos y producir bienes y servicios de mejor calidad, lo cual trae como resultado mejores condiciones de vida para los consumidores.

¿Cómo ayuda al desarrollo económico?

Es un incentivo al aumento de la eficiencia económica o aumento de la productividad. La asignación de recursos en el sistema económico es guiada por las condiciones del mercado. Para permanecer en el mercado, los productores o vendedores compiten con precios y calidad, por lo que se ven obligados a desarrollar procesos productivos que implican reducción de costos y mejoramientos de la eficiencia empresarial que, en términos globales de la economía, significa aumento de la productividad del sistema económico. Apoya el crecimiento de la inversión porque, al eliminar barreras a la entrada a los mercados de cualquier inversionista, conduce al fortalecimiento del proceso de inversión en las economías, no solo por la constitución y operación de nuevas empresas, sino también por la obligada innovación tecnológica que deben realizar los productores y vendedores presentes en el mercado, con el fin de garantizar niveles adecuados de eficiencia empresarial en el mediano y largo plazo. Permite el crecimiento económico y elevación del ingreso personal. El incremento de la eficiencia en la actividad productiva, explicada por la reducción de costos y la innovación tecnológica, se materializa en el fortalecimiento del ritmo de crecimiento económico y el ingreso personal de los pobladores de un país. Al incentivar el crecimiento de la inversión y del producto total en la economía, se fortalece la capacidad de generación de empleo del aparato productivo.

“Las normas de competencia se centran en el lado de la producción y crean certeza jurídica para los inversionistas, porque los protege de prácticas anticompetitivas.”

¿Cómo favorece la Ley de Competencia al consumidor?

La libre competencia pretende que los agentes económicos compitan en igualdad de condiciones, para lograr que la mayor cantidad de consumidores compren sus productos. Por lo anterior, están obligados a innovar y mejorar sus procesos productivos, para producir de mejor calidad, al menor costo posible, lo cual les permitirá reducir los precios de los bienes y servicios de consumo, generando aumentos en el bienestar de los consumidores, que puede significar el crecimiento del ahorro para financiar la satisfacción de otras necesidades no cubiertas.

¿Cuál es la diferencia entre competencia y competitividad?

La libre competencia es una situación en la cual cualquier persona o agente económico es libre de participar en una determinada actividad económica, ya sea como vendedor o como comprador, en un contexto en el que las reglas de juego son claras para todos y se cumplen efectivamente. La libre competencia se basa fundamentalmente en la libertad de elección, tanto para el consumidor como para el productor. Mientras que competitividad significa la capacidad de los agentes económicos para producir, a un costo menor que sus competidores. Lo anterior, por medio de la combinación de factores como la infraestructura física, la calidad del recurso humano, la tecnología y la innovación. Y de esa forma llegar al mayor número de consumidores, con bienes y servicios a un menor precio y mejor calidad.


Descarga la aplicación

en google play en google play