Escúchenos en línea

Soldados hondureños extorsionan a salvadoreños en frontera

San Salvador. Diario Co Latino. | 20 de Abril de 2009 a las 00:00
Soldados hondureños han extorsionado a salvadoreños residentes en antiguos bolsones fronterizos del oriente del país, a cambio de dejarlos pasar a esta nación con madera y otros productos de primera necesidad, denunció una pobladora del ex bolsón Monteca, en el nororiental departamento de Morazán. Karla Fuentes, una residente en el caserío El Aceituno, que quedó en la vecina nación tras el fallo del tribunal internacional de La Haya que dirimió en 1992 un diferendo limítrofe entre Honduras y El Salvador, acusó a militares hondureños de pedir dinero a campesinos de este país que extraen productos orgánicos de sus propiedades que quedaron en poder de Honduras. “El miércoles pasado, los soldados hondureños cobraron $ 50 dólares a Eduardo López para dejarlo pasar con 78 postes de madera de Quebracho que había mandado a aserrar en su propiedad que está en Honduras”, declaró vía telefónica a Diario Co Latino. La mujer, temerosa por las represalias que pueda causar su denuncia, contó que su hermano Alexander Fuentes, que participaba en el trasiego de la madera, fue amenazado por los militares hondureños quienes le ordenaron poner sus manos arriba mientras le apuntaban con sus fusiles. “Mi mamá intervino, pero los soldados hondureños le dijeron que no se metiera que el problema no era con ella”, relató Fuentes. Dijo que la práctica de cobrar sobornos a salvadoreños que traen a su país productos extraídos de sus propiedades que tras la resolución del diferendo limítrofe quedaron en Honduras, la realizan los militares hondureños desde hace varios años, pero que la población “tiene miedo” de denunciarla. Recordó que durante la recién finalizada temporada de Semana Santa le fue decomisada de manera momentánea una sierra a un poblador de la zona que viajaba en un vehículo de carga. “Los soldados hondureños se la tiraron al suelo (la sierra) y después de un buen rato le dijeron que la recogiera”, detalló. Fuentes acusó al alcalde de la localidad hondureña de Opatoro, Marvin Martínez, de ordenar el bloqueo a los salvadoreños que extraen productos de sus propiedades ahora en Honduras, así como a los salvadoreños Chico Chávez y Plácido Zavala, de ser cómplices de las autoridades hondureñas. La campesina explicó que los dos salvadoreños son los responsables de denunciar ante las autoridades del vecino país a sus paisanos cuando éstos regresan de Honduras a su país con cargamentos de madera, u otros productos orgánicos extraídos de sus propiedades. Aseguró que la detención temporal de su hermano y el bloqueo del paso del vehículo con el cargamento de madera fue resultado de una denuncia que hizo Zavala ante las autoridades hondureñas. Más de 15 mil salvadoreños residentes en antiguos bolsones fronterizos quedaron en Honduras tras el fallo judicial del organismo internacional, y sus propiedades quedaron repartidas entre las dos naciones.

Descarga la aplicación

en google play en google play