Escúchenos en línea

Más de 900 denuncias por extorsión al mes en Guatemala

Ciudad Guatemala. La Voz.com. | 17 de Noviembre de 2009 a las 00:00
La fiscalía contra el crimen organizado recibe mensualmente más de 900 denuncias por extorsión e informó que se ha registrado un aumento del delito entre personas que se conocen. "Y eso es sin tomar en cuenta las que recibe la policía y todas las que la gente no denuncia por temor", dijo este martes a la AP el fiscal Rony López. Agregó que existe una cantidad de extorsionistas profesionales que se dedican a este delito de forma rutinaria pero en los últimos meses han visto cómo creció la "forma (de extorsión) individual, de persona a persona, en su mayoría entre gente personas que se conocen". En los últimos años las pandillas, conocidas como "maras", han encontrado en la extorsión un lucrativo negocio para obtener dinero de comercios, autobuses y propietarios de casas particulares a quienes amenazan de muerte si no pagan, según las autoridades. Los líderes de estas pandillas operan desde las cárceles donde están recluidos, sin embargo la fiscalía contra el crimen organizado asegura que tienen extensas redes de colaboradores afuera de las prisiones. La cantidad de denuncias por extorsión recibidas cada mes corresponde a todo el país pero la mayoría se concentra en la capital guatemalteca y los municipios circundantes, con una población de unos dos millones de personas. El 11 de noviembre fue detenida una mujer que, en colaboración con un preso, extorsionaba a Carlos Tebalán, un diputado del partido de gobierno. Luego se descubrió que esta mujer había sido secretaria de otro parlamentario. "Por eso es importante que las personas no revelen sus datos personales y mucho menos su información financiera", añadió. La directora del Instituto de Enseñanza para el Desarrollo Sostenible (IEPADES), una ONG enfocada en el tema de seguridad ciudadana, indicó que el aumento de las extorsiones "ocurre porque se aprovechan del clima de impunidad que se vive en el país, cualquiera lo puede hacer porque ve que no hay investigación y que no funciona el sistema de justicia", dijo. Además, dijo, contribuye a que se multiplique el fenómeno la sensación de inseguridad que impera en el país. "Hay tanto temor a la delincuencia que la gente se atemoriza a la primera llamada y paga, sin siquiera denunciarlo o avisar a las autoridades", dijo.

Descarga la aplicación

en google play en google play