Escúchenos en línea

Inseguridad, otro flanco debil del gobierno de Funes

San Salvador. Agencia AFP. | 24 de Mayo de 2010 a las 00:00
Dirigentes empresariales y políticos de oposición criticaron el alto nivel de inseguridad que persiste en El Salvador tras un año de gobierno del presidente izquierdista Mauricio Funes, y exigieron acciones "efectivas" contra la violencia, que deja unos 13 homicidios cada día. "La situación de inseguridad es preocupante, vemos que las medidas adoptadas no están dando los resultados que quisiéramos y eso afecta la imagen del país porque las inversiones extranjeras y locales se frenan y por ende el desarrollo económico del país se complica", declaró a periodistas el presidente de la Cámara de Comercio, Jorge Daboub. Dijo que la "principal queja" de los empresarios es que la inseguridad les está generando "gastos adicionales", pues se ven forzados a contratar guardias y comprar sistemas de seguridad, como alarmas y cercas electrificadas. La Asociación Nacional de la Empresa Privada (ANEP) señaló que el clima de inseguridad demuestra "una incapacidad" de las autoridades y demandó la puesta en marcha de acciones "efectivas". El presidente de la ANEP, Carlos Araujo, ha pedido a Funes que ante la "falta de resultados", busque "los funcionarios adecuados" para la lucha contra la violencia, que deja cada día un promedio de 13 homicidios en el país, una de las cifras más elevadas de América Central. Funes, primer presidente de izquierda en El Salvador, cumplirá el 1 de junio el primero de sus cinco años de gobierno, en el cual la lucha contra la violencia ha ocupado gran parte de su agenda. El gabinete de seguridad, encabezado por el ministro de Justicia y Seguridad, Manuel Melgar, ha sido criticado por líderes de la oposición, pero el gobierno ha destacado que la inseguridad no es algo nuevo, pues las altas tasas de criminalidad existían cuando el país era dirigido por la derecha. Ante el azote de la violencia, Funes decidió sacar al ejército a las calles en noviembre de 2009, pero a inicios de mayo anunció un incremento de soldados destinados a seguridad pública. Funes decidió elevar a 7.170 los efectivos (eran 4.100) que colaboran con la Policía Nacional Civil, extendiendo su tarea de 19 a 29 municipios. "El gobierno ha fallado en dar seguridad a los salvadoreños, las medidas tomadas no han funcionado y esto pone en riesgo la estabilidad en el país", aseguró el jefe de la derechista Alianza Republicana Nacionalista (ARENA), el ex presidente Alfredo Cristiani. Un sondeo reveló este lunes que el 95% de los salvadoreños apoya la decisión de Funes de usar al ejército en tareas policiales, frente a un 5% que no la apoya. Un 71% de los encuestados consideró que "ha empeorado" la situación de seguridad, ante un 20% que piensa que ha mejorado, mientras un 6% piensa que todo sigue igual y un 3% no respondió, según el sondeo publicado por el Diario de Hoy. El estudio, que consultó a 1.206 personas a nivel nacional, fue realizado del 12 a 16 de mayo, con un margen de error de 2,9%.

Descarga la aplicación

en google play en google play