Madre-Nicaragua, ¡madres triunfadoras! Managua. Consejo de Comunicación y Ciudadanía

Madre-Nicaragua, ¡madres triunfadoras! Managua. Consejo de Comunicación y Ciudadanía

El Presidente Daniel Ortega y la Vicepresidenta Rosario Murillo enviaron este miércoles un saludo en ocasión de celebrarse el Día de las Madres este próximo 30 de mayo.

En el mensaje se reconoce con infinito respeto y suprema admiración, el trabajo cotidiano de cada Madre, que además de cosechar los frutos de su exitoso desempeño en todas las formas y modalidades de labor, cuida celosamente a su familia, traslada valores superiores a las hijas e hijos.

Asimismo, envían un abrazo a quienes tienen a sus madres vivas, pero también descansando en los campos santos que, estamos seguros, estarán llenos de flores, música, amor, porque nuestras mamás permanecen en nuestros corazones, como luminosidad estelar, como ejemplo Imperecedero.

Hermanas todas:

En este día de alegría especial, y merecido reconocimiento a todas las madres que en Nicaragua y con Nicaragua triunfan, triunfamos, damos a todas y cada una, un abrazo, con la fuerza espiritual que compartimos… Un abrazo de amor, esperanza y confianza absoluta en el Dios de todas las victorias.

Reconocemos, con infinito respeto y suprema admiración, el trabajo cotidiano de cada Madre, que además de cosechar los frutos de su exitoso desempeño en todas las formas y modalidades de labor, cuida celosamente a su familia, traslada valores superiores a las hijas e hijos, y custodia amorosamente la paz, que tanto nos da, y por la que tanto hemos luchado, todos juntos, en nuestra Nicaragua.

Las madres somos la fuerza bendita de la paz…! Las madres somos la Inteligencia dobresaliente que nos guía, con corazón y razón, para seguir afianzando esta concordia que nos ha permitido ir recuperando nuestros derechos, avanzar en la lucha contra la pobreza, y auspiciar con devoción y acción, seguridad, estabilidad, laboriosidad, que nos garantiza prosperidad en todos los campos.

Las madres somos el espejo solidario del Corazón de Jesús, del amor de Cristo Jesús, hijo de Dios y redentor del mundo.

Las madres somos el vigoroso latir de todas las emociones y todos los sentimientos de profunda espiritualidad y de absoluta Identificación con la patria que todos amamos, y con esta Nicaragua nuestra, tierra sagrada, madre tierra nuestra, para continuar cultivando, sembrando, despejando, limpiando, y cosechando todas las bendiciones.

A cada madre nicaragüense, a las que tienen sus hijos y familias muy cerca; a las que tienen hijos, nietos y familiares en distintas partes del Mundo, pero también muy cerca de sus generosas y prodigiosas almas, a todas, la certeza de que vibramos juntos para cambiar la vida, mejorándola, como corresponde, en la irrevocable decisión de seguir avanzando contra la pobreza.

A las madres que con sus hijos, nietos y familias están en todas partes, tranquilas y seguras, porque tenemos paz y bien, y porque sabemos, con sublime y sereno entendimiento, resguardar esa paz sacrosanta, en la alegría de la labor cotidiana, y de las festividades que nos unen. Porque Nicaragua-Madre és una fiesta permanente, de alabanzas, cantos, danzas y artes e historias de tanto talento, que brota de las madres trabajadoras, luchadoras y vencedoras.

A las madres que esperan con absoluta confianza, desde la fé, el encuentro con los hijos que han partido al plano de la eternidad, nuestro acompañamiento, en la certeza compartida de la resurrección y la vida.

Y también, por supuesto, nuestro abrazo a todas las familias que tienen a sus madres descansando en los campos santos que, estamos seguros, estarán llenos de flores, música, amor, porque nuestras mamás permanecen en nuestros corazones, como luminosidad estelar, como ejemplo Imperecedero.

A todas las madres nicaragüenses, que son luz, vida y enormes verdades, amor, porque amor merecen. Con su fuerza, reconocida y aclamada por todos, sabemos que vamos adelante, siempre más allá.

Benditas Madres… Cómo nos queremos…!

Managua, 29 de mayo, 2024