Misioneros chinos claves para mayor intercambio cultural con Nicaragua Managua. Por José Gabriel Martínez y Wu Hao, Xinhua.

Misioneros chinos claves para mayor intercambio cultural con Nicaragua Managua. Por José Gabriel Martínez y Wu Hao, Xinhua.

Así como Rubén Darío exaltó atributos y encantos de la cultura china en varias de sus creaciones literarias, permitiendo un mayor conocimiento del país asiático en Latinoamérica, los jóvenes de hoy en día son misioneros clave para favorecer un mayor intercambio entre China, Nicaragua y América Latina, afirmó el codirector general del Instituto Nicaragüense de Cultura (INC), Luis Morales.

En entrevista reciente con Xinhua, con motivo del inminente segundo aniversario del restablecimiento de relaciones diplomáticas entre China y Nicaragua, Morales destacó que el “Príncipe de las Letras Castellanas” se inspiró muchas veces en la cultura china, su gente y algunas de sus expresiones y modismos.

Iniciador del modernismo literario en América Latina e influenciado por la poesía francesa de la época, el mundialmente conocido autor nicaragüense Rubén Darío (1867-1916) hizo numerosas referencias a China en poemas, novelas y ensayos.

A pesar de la distancia geográfica que le separaba del país asiático, Rubén Darío supo mostrar China a sus lectores como un lugar especial que atesora cultura y riqueza, siendo digna de admiración en todo el mundo por ello.

En homenaje a Rubén Darío, para favorecer una mayor imbricación entre Nicaragua y China en la actualidad, “es importante continuar esta inspiración que nos da la cultura china”, expresó el codirector general del INC.

“Nosotros tenemos que estimular en los jóvenes el conocimiento por la cultura china. La cultura de China, en toda la historia de la humanidad, ha sido fuente de inspiración”, enfatizó Morales, añadiendo que las instituciones culturales de Nicaragua y del país asiático pueden promover un mayor conocimiento recíproco a través de los jóvenes.

A dos años del restablecimiento de relaciones diplomáticas entre China y Nicaragua, Morales celebró los avances que se han producido en el intercambio y conocimiento cultural bilateral, como los apoyos a las orquestas juveniles del país centroamericano.

Este es un programa del Ministerio de Educación de Nicaragua, que incluye coros estudiantiles y orquestas sinfónicas juveniles, en los cuales participan alrededor de 800 niños nicaragüenses.

El Gobierno chino realizó una donación de instrumentos musicales al programa, lo cual fue celebrado por Morales como un loable ejemplo de la cooperación bilateral en materia cultural que se está consolidando entre Nicaragua y China.

Tal cooperación, así como el conocimiento e intercambio cultural recíproco, puede ensancharse aún más a través de imágenes y manifestaciones artísticas visuales, donde no existe la barrera del idioma, ponderó el codirector general del INC.

“No hay que esperar a poder hacer las grandes exposiciones, sino que podemos hacerlo a través de la tecnología, porque eso nos facilita hacer más rápido ese contacto y ese intercambio”, propuso.

Morales celebró también que, como parte de la profundización de los nexos bilaterales entre China y Nicaragua, desde hace dos años se imparten clases de mandarín en la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua.

“Eso va a permitir a un grupo de personas que estén en estas capacitaciones, formándose en este idioma, tener una comunicación mucho más fluida y directa con la cultura china”, valoró.

En opinión del funcionario, la profundización de las relaciones entre Nicaragua y China es favorecida por las similitudes existentes entre sus respectivas culturas, pese a la distancia geográfica que separa a ambas naciones y las diferencias entre ambas en numerosos aspectos como superficie y volumen de población.

Morales resaltó como similitudes el amor y orgullo por la identidad cultural de los dos países, así como el respeto y cuidado a sus adultos mayores; además de la multietnicidad de ambos, con la riqueza y diversidad culturales que todo ello conlleva.

“El pueblo nicaragüense está integrado por diferentes pueblos. Nosotros somos un país multicultural y plurilingüe. Tenemos una cultura en la costa Caribe, que tiene que ver con nuestros hermanos de África que vinieron desarraigados y esclavizados a las tierras de América”.

“Tenemos una cultura en la parte norte del país, la zona montañosa, adonde vino mucho europeo durante el siglo XIX. Ahí la música es diferente y es la cultura del café. En la zona del océano Pacífico también somos diferentes, tenemos una sangre indígena hermanada con México. Entonces, son pueblos con tres corrientes culturales importantes, pero que nos fusionamos porque somos multiculturales y plurilingües”, expuso Morales.

China, por su parte, es prácticamente un “país-continente” con “una riqueza étnica enorme, que tiene varios pueblos dentro de ese gran pueblo” y del que, para Nicaragua, es importante poder tener en algún momento un mayor conocimiento e intercambio con su cultura, finalizó.

China y Nicaragua restablecieron las relaciones diplomáticas el 10 de diciembre de 2021.