Tribunal Supremo de Brasil juzga acciones sobre protección del medio ambiente Brasilia. Prensa Latina

Compartir vía:

El Supremo Tribunal Federal (STF) de Brasil programó para este viernes el juicio de las acciones que cuestionan la derogación de las normas de protección de ecosistemas costeros por parte del Consejo Nacional del Medio Ambiente (Conama).

Las deliberaciones del Conama, que se debaten en estos procesos, están suspendidas por decisión de Rosa Weber, ministra del STF.

El juicio tendrá lugar en un plenario virtual, un formato en el que los jueces presentan sus votos en el sitio web del Supremo, sin necesidad de una sesión presencial o por videoconferencia.

La corte superior neutralizó el 29 de octubre de forma provisional el intento del gobierno del presidente ultraderechista Jair Bolsonaro de revocar las regulaciones que protegen a manglares.

Realmente Weber suspendió una decisión del ministro de Medio Ambiente, Ricardo Salles, que permitía la explotación de áreas del litoral de manglares y restingas (flora que crece sobre la arena en las playas).

Salles dio su aprobación en septiembre para la extinción de las reglas de protección a través del Conama, disposición que provocó varias críticas entre ambientalistas y generó una serie de demandas.

En esa ocasión, los miembros de esa junta suprimieron la resolución 303/2002, la cual ‘preveía una franja de protección mínima de 300 metros en áreas de restinga del litoral y toda la extensión de los manglares’, además de otras menores alrededor de lagos y manantiales. Igualmente fue anulada la norma 302/2002 que convertía en áreas de protección permanente las franjas de 30 metros alrededor de pantanos artificiales en áreas urbanas y de 100 metros en zonas rurales.

La acción que cuestiona lo aprobado por Salles fue presentada por el Partido Red de Sostenibilidad (REDE), que califica la medida de inconstitucional.

Para Weber, la determinación del Gobierno ‘vulnera principios básicos de la Constitución por no asegurar el derecho fundamental al medio ambiente e incumplir los compromisos internacionales de carácter supralegal asumidos por Brasil’.

Compartir vía:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *